🥇 Los 6 mejores programas para hacer streaming

La elección del software de streaming correcto supondrá la diferencia entre un stream con apariencia profesional o uno amateur. Poder personalizar nuestros logos o imagen de marca, tener un audio bien mezclado o una buena resolución de vídeo serán las características diferenciadoras que podremos obtener con uno u otro programa dependiendo de nuestra elección.

Y esta diferencia no siempre tiene que depender del dinero que nos gastarnos en nuestro software de streaming. Como podréis comprobar a continuación, existen opciones gratuitas, no solo muy válidas para nosotros, sino que en ocasiones que rivalizan en prestaciones y características con otras con un coste de licencia elevado.

Algunas de las características clave que tendrás que tener en cuenta son las plataformas compatibles para emitir nuestro stream, las fuentes de entrada que nos permita o los juegos compatibles (algunos programas te permiten elegir entre una lista de títulos).

Echa un vistazo a esta selección de software para streaming y elige sabiamente: las diferencias, muchas veces, están en los pequeños detalles.

OBS Studio, también conocido como Open Broadcaster Software, es una magnífica opción de código abierto y gratuita mantenida por una gran comunidad de usuarios y desarrolladores. Esta comunidad se ha preocupado con dotar al software de una gran variedad de funcionalidades y plugins, muchos de los cuales solo encontraremos en software de pago.

OBS Studio está disponible para Windows, macOS y Linux, y nos permite grabar tanto áreas de la pantalla como la pantalla completa y retransmitir en YouTube, Twitch, Mixer, Hitbox y muchas más plataformas.

Pero todas estas magníficas prestaciones, entre las que nos encontramos la posibilidad de usar cromas y overlays, la pre-programación de escenas con múltiples elementos, la capacidad de usar y cambiar entre muchos fuentes de imagen (cámaras, navegador, etc.) o la capacidad de grabar vídeo sin necesidad de hacerlo vía streaming, tienen como prestación un software con una curva de aprendizaje alta y que complica nuestra primera aproximación a él.

Pero esta dificultad no empaña el estar ante, quizá, el mejor software que podamos usar para nuestras retransmisiones. Y gratis.

Descargar OBS Studio.

OBS Studio, quizá el mejor software para streaming

XSplit Gamecaster + Broadcaster

Otra opción muy utilizada es XSPlit en sus dos versiones disponibles: Gamecaster, orientada al streaming de videojuegos, y Broadcaster, una potente opción para la edición y streaming de vídeo.

En este caso tenemos una aplicación de pago por suscripción únicamente para Windows, pero que cuenta con una versión de licencia gratuita que nos insertará anuncios en la interfaz, marcas de agua en resoluciones mayores a 720p y funciones recortadas que restarán profesionalidad a nuestros streams.

Tampoco cuenta con plugins ni extensiones y todo lo que necesitas está incluido en el software, sobre todo en la versión de pago, y el soporte al usuario quizá no es el mejor del mercado, según reportan sus usuarios.

Por otro lado, tenemos un software sencillo e intuitivo de usar con una interfaz de usuario, una función de chat integrada, muchas opciones de entrada de vídeo y audio o posibilidad de uso de cromas, entre otras características.

Una opción para tener en cuenta pero quizá solo para usuarios que se estén iniciando en el mundo del streaming.

Descargar XSPlit.

Wirecast

Nos encontramos ante el programa más caro de la lista. Con un precio de licencia estándar de $599 y una versión pro por $200 más, la empresa Telestream nos ofrece una plataforma de streaming todo-en-uno que replica el software profesional de un estudio de televisión.

Wirecast es compatible con Windows y Mac y acepta entradas de vídeo y audio de casi cualquier tipo que podáis imaginar (micrófonos, cámaras IP, capturadoras, etc.), cuenta con una mesa de mezclas de audio de 8 pistas, permite la retransmisión simultánea en varias plataformas y características especiales para la retransmisión deportiva, con repeticiones instantáneas, paneles de puntuaciones, relojes, etc.

Si bien es un producto sencillo de utilizar para novatos, su precio lo dirige inmediatamente a profesionales que, además, posean un equipo sumamente potente dado los altos recursos que consume el software.

Ir a la página de Wirecast.

Wirecast

Streamlabs OBS

Usado por casi la mitad de streamers de Twitch y compartiendo los cimientos de OBS Studio, este software gratuito nos ofrece una interfaz más clara y usable que OBS Studio pero que carece del modo «studio» con que OBS Studio cuenta desde hace unos años.

Su arquitectura todo-en-uno integra los plugins de OBS Studio y nos permite emitir en YouTube, Mixer, Twitch o Facebook optimizando y ajustando las configuraciones para conseguir un salida de vídeo óptima para la plataforma que estemos usando.

Podrás personalizar tu stream con tu marca y cuenta con distintos temas, widgets y alertas. Incluso tuitea cuando empieces a retransmitir.

Una buena opción tanto para novatos como streamers experimentados, pero al que quizá no merezca la pena saltar si usas OBS Studio y ya has superado su elevada curva de aprendizaje. Al menos mientras que las prestaciones que ofrece respecto a este no continúen aumentando.

Descargar Streamlabs OBS.

Streamlabs OBS

VMix

VMix está disponible en 6 versiones diferentes, con diferentes características y precios. Desde la versión gratuita, que sopota 4 entradas de audio/vídeo (2 para cámaras) y una resolución máxima de 768×576, hasta la versión pro por $700, con 4K UHD, podremos elegir la que mejor se ajuste a nuestras necesidades y, lógicamente, a nuestro bolsillo. Eso sí, todas las versiones incluyen licencia de por vida y actualizaciones gratuitas durante un año.

Entre sus características más destacadas, nos encontramos soporte para multitud de dispositivos y fuentes de audio y vídeo (cámaras, capturadoras, DVD, presentaciones, etc.), soporte de croma y sets virtuales, animaciones XAML, repeticiones instantáneas, cámara lenta y tableros de puntuaciones o soporte para NDI.

No es un software sencillo de usar y, de nuevo, nos enfrentamos con una curva de aprendizaje importante pero, por otro lado, cuenta con un fantástico soporte técnico que solventará cualquier problema que nos encontremos con cualquiera de las múltiples características de VMix.

Decargar VMix

vmix

Nvidia Shadowplay

La alternativa de Nvidia se centra en la baja carga de procesamiento que hace soportar a nuestra CPU, usando la tarjeta gráfica para codificar el vídeo. Esto resultará beneficioso siempre que el juego que estemos usando no requiera demasiado a nuestra GPU pero, si no es así, el rendimiento del mismo se verá algo afectado.

Pese a lo limitado de sus prestaciones (sobre todo para streaming) y de solo poder ser usado con tarjetas de Nvidia, nos ofrece a cambio una opción de grabación rápida muy sencilla y efectiva (modo Shadow), ideal para novatos y, lo que es más importante, gratuita.

Descargar Nvidia Shadowplay.

nvidia_shadowplay

Espero que esta información te haya sido de ayuda. Recuerda que puedes consultar muchos artículos sobre juegos y aplicaciones. Da una vuelta por nuestra web, seguro que encuentras muchas cosas interesantes.